martes, 23 de enero de 2018

Tipos de gay: el circulo vicioso del amor.


Vive rápido, muere joven y deja un lindo cadáver.



 

En realidad, esta frase es una línea de diálogo de la película Llamad a cualquier puerta (en inglés, Knock on any door) de Nicholas Ray.

 

Como saben escribo en varias paginas y siempre leo cosas como:


  • No me gustan lo viejos.



  • Abstenerse desde ¡35 en adelante!



  • Los viejos lo arruinan todo, etc. Pero no es en ese sitio en particular donde pasa esto, también ocurre en Facebook, en Twitter… en Internet toda.





¿Ahora que es lo que pasa con la línea de tiempo y los gays?




Los más jóvenes creen tener al mejor estilo Dorian Gray comprado el cuadro y asegurada la identidad con aquello de “forever young” , no saben que esto no es así y que la juventud que hoy en día es un gran valor “per se” se esfuma como el agua entre las manos. A esto se suman los estereotipos, que son perspectivas generalizadas de un grupo de personas utilizadas frecuentemente en sentido negativo, se consideran creencias ilógicas que limitan la creatividad y que solo se pueden cambiar mediante el razonamiento personal sobre ese tema.


Un paciente de 21 años me habla sobre una relación que tiene ya algún tiempo y que por la otra parte (35) marcha sobre rieles, comparten salidas, viajes, tienen buen sexo, son compañeros, pueden confiar el uno en el otro, se acompañan en todo. Las familias se han ido conociendo y aceptan la elección de ambos, pero… Él (por del de 35) es TAN GRANDE, tiene tan poca onda, busca la tranquilidad y (el de 21) quiere, sexo, pareja abierta, marcha y rock and roll, de ser posible no estar solo porque le inculcaron que eso pasa con los gays que viven de marcha todo el día. “Tengo miedo que al ser gay estés solo y triste siempre” –le inculco su madre- con letanías.




ciclo-de-la-vida-gayLos hay para diversos grupos, razas, trabajos, equipos, u orientaciones, y la homosexualidad no es la excepción ya que cuenta con muchas ideas generalizadas en parte por los medios de comunicación o la marcha del orgullo gay al mostrarnos gays exagerados, (que buscan la moda, la superficialidad, los colores del arcoiris,  ir a saunas a boliches o gimnasios, vestirse de mujer, buscar nuevas parejas sexuales, ser amanerados, finos y delicados, exhibicionistas, buscar profesiones como estilista, mesero, cajero, diseñador de interiores, etc.) y no todos somos iguales.

Esta imagen generalizada se abroquela todos los días en caricaturas, series, programas, blogs, memes, etc. reforzando que TODOS los homosexuales son así, y aunque es nuestra responsabilidad personal la información que almacenamos en nuestro cerebro, la mayoría de las búsquedas que hay nos dan el mismo estereotipo, olvidan que en la vida REAL, este campo es muy diverso y no se limita a las características que el mundo nos presenta, no somos la caricatura que todos muestran somos hombres y mujeres que buscamos lo mismo que cualquier heterosexual.

Con los estereotipos nos muestran el mundo hasta que llega el día en que nos damos cuenta de que no todos los judíos tienen la nariz que normalmente les pintan, o cuando vemos a un asiático moreno, el problema es que antes de conocerlo por cuenta propia te basas en la información que te han presentado desde que comenzaste a percibir el mundo por cada uno de tus sentidos, en todos los lugares que visitas.

Para un@ joven adolescente que comienza a prestar atención a toda la información de que la felicidad la trae el estar enamorado, tener sexo, tener pareja, etc. además de sus amigos o compañeros que antes pasaban tiempo con el ahora lo dedican a estos temas, y en ocasiones critican a quien no les presta importancia, estos jóvenes sin darse cuenta entran a un CIRCULO VICIOSO, que tiene los siguientes pasos:

  • Buscar amistades o pareja

  • Conocerse

  • Ser infiel o ser engañado

  • Terminar

  • Procesar la perdida

  • Salir de fiesta

  • REPETIR DESDE EL PASO 1


Buscan en el amor suplir diferentes cosas en su vida, como los problemas familiares, falta de autoestima, etc. y no se dan el tiempo para conocerse a si mismos, apresuran la marcha como antiguamente nuestras madres se casaban para salir rápido del hogar paterno, y como somos una cultura heteroformativa, o sea los gays de hoy tenemos padres y madres de ayer. Dejan de lado la oportunidad de reflexionar sobre sus fallidas relaciones en lugar de correr a conseguir nuevo novio, o darse tiempo para conocerlo antes de comprometerse en una relación y si es que lleva el título porque en muchos de los casos uno de los integrantes cree que ya son pareja por llevarla bien y pasar mucho tiempo juntos sin saber que la contra parte no esta lista para la responsabilidad.

Al pasar de los años si los jóvenes siguen el circulo vicioso puede cambiar un poco quien al principio buscaba amistad o emparejarse pero al ver que siempre le pasa lo mismo y tener necesidades sexuales puede que prefiera buscar sexo y al pasar mas años compañía o cariño, y en el proceso mostrándole a nuevos jóvenes como se manejan las cosas en el mundo gay.

Como comentábamos en un principio los estereotipos nos limitan pero se pueden “operar” el RAZONAMIENTO personal sobre este tema, tomar lo que sirva para nuestras vidas y crear con nuestras decisiones los seres humanos que queremos ser, siguiendo no al popular de las redes sociales, o a el artista que ya salio del closet, sino tomando lo que nos guste de las personas como lo exitoso, lo decidido, lo inteligente, lo comprensivo y forjarnos con todo eso quitándonos los vicios que no nos gusten en nuestra persona, recordando que nunca es tarde para aprender o cambiar si queremos mejorar nuestra vida.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

“Psicologia en el vestuario”: la obsesión por el tamaño

La intimidad del gimnasio es, por excelencia, el ámbito de la comparación, la autocrítica y la rivalidad. Un lugar donde se exponen las gan...